Chestnut

“Creced y multiplicaos”, dice el Señor en la Biblia. “Y dominad al mundo”. No dice “dominad a vuestros hermanos”. Siempre el que está arriba domina al que está abajo. Esa posición de arriba y abajo es antibíblica. En lugar de un dominio de la materia, de la tierra, de la simiente, del grano, del pan, os hombres nos hemos dedicado a dominar a nuestros semejantes. Hemos construido pirámides de poder, donde hay una base muy grande, muy amplia de dominados, y después se va achicando hacia arriba.

Fuente: Padre Cacho