Plough Logo

Shopping Cart

  Ver carrito

Subtotal:

Caja
Morning over the bay

¿Debe resignar El Papa?

por Johann Christoph Arnold

Otros idiomas: français, English

0 Comentarios
0 Comentarios
0 Comentarios
    Enviar

El clamor para la renuncia del Papa  por los escándalos de abusos sexuales del clero no pertenece a reparar un mal, sino a callar a un hombre y a una iglesia.  Los intentos de los medios de información para echar la culpa de esta crisis al pie del Vaticano no cumplirán nada, porque es Dios que está en control y no el hombre.  Jesús dijo, “Dichosos serán ustedes cuando por mi causa la gente los insulte, los persiga y levante contra ustedes toda clase de calumnias.”

El Papa Benedicto y la Iglesia Católica han tratado con mucho valor de defender el entendimiento bíblico de la sexualidad, el matrimonio, y la familia contra los ataques furiosos de nuestra sociedad secular.  Esta sociedad no solamente permite, sino celebra, todos los males bajo la máscara de diversidad.  Los medios de información no son contentos con la persecución de la Iglesia Católica, su gol final es destruir la fe en Dios del ser humano. Primeramente  la familia, y ahora mismo la fe, están bajo ataque.

Aunque no soy católico, me he encontrado con el Papa varias veces y su fe me impresionó en cada ocasión. Esta fe es más que un sentimiento. Esta fe dicta sus palabras y acciones y le ha ganado odio y persecución por toda la vida.  A  pesar de eso, él ha pagado el mal con el bien y abogado por el logro de paz a través del perdón.

En su carta a la Iglesia irlandesa, el papa mostró claramente que se avergonzó de las fallas de la iglesia, y que ha tomado pasos concretos para afrontar y corregir los abusos que se han revelado. Pero tiene razón en notar que ninguno de los victimas se ayude por la explotación del escándalo.

Jesús sí condena el pecado, pero también nos dirige al perdón.  Compasión verdadera para la víctima incluye ayudándole a perdonar a su trasgresor para que pueda seguir adelante en la vida.  Sin tal  reconciliación, recuperación nunca puede realizarse.

En vez de apuntar la culpa en el Papa, tendremos que dirigirnos a la causa fundamental del abuso sexual: una sociedad e industria  de entretenimiento que por el dinero no respetan ningunas límites.

The Pope
¿Tiene usted algún comentario? Únase a la conversación. 0 Comentarios
Contribuido por Johann Christoph Arnold Johann Christoph Arnold

Artículos y libros electrónicos por Johann Christoph Arnold sobre matrimonio, discipulado, oración y la búsqueda de paz. Página de inicio oficial de Johann Christoph Arnold.

Aprender más
0 Comentarios