Pero ustedes, hermanos, tengan paciencia hasta que el Señor venga. El campesino que espera recoger la preciosa cosecha, tiene que aguardar con paciencia las temporadas de lluvia. St 5:7

Señor Jesús, escucha nuestra oración y revela tu amor en nuestros días. Que las cosas que traen más cerca tu futuro se hagan y permitan al mundo verte como el único Salvador que nos lleva al Padre. Bendice tu Palabra en nosotros. Que nuestros corazones sean fortalecidos y siempre vivamos en tu presencia. De tu Palabra y promesa recibimos vida, Señor Jesús, Salvador nuestro; toda nuestra esperanza está puesta en ti. Muestra tu poder y cumple la voluntad de Dios en el mundo entero, para regocijarnos cuando veamos aparecer la gloria de Dios y que su voluntad se haga en tierra y cielo. Amén.