black-eyed susan flowers

Todos los que son guiados por el Espíritu de Dios, son hijos de Dios. Pues ustedes no han recibido un espíritu de esclavitud que los lleve otra vez a tener miedo, sino el Espíritu que los hace hijos de Dios. Romanos 8:14–15a

Querido Padre que estás en los cielos, abre nuestro corazón a la maravilla de poder llamarte Padre y estar unidos contigo. Tú eres fuente de toda vida y poder. En ti está la redención, y nosotros necesitamos ser redimidos antes de poder vivir bien. Quítanos las presiones de los acontecimientos de cada día. Haznos completamente libres como gente guiada por ti, quienes se pueden regocijar porque todo será vencido por medio del poder que tú nos das en Cristo Jesús. Protégenos del temor y de todo mal. Revélenos más y más claramente tu buen y maravilloso objetivo para nosotros los humanos en la tierra, para que expectantes podamos encontrar felicidad aun con toda la ansiedad actual. Amén.