orange freesia flowers

Yo te llevaré por el camino de la sabiduría: te haré andar por el buen camino, en el que no habrá estorbos a tu paso, en el que no tropezarás aun cuando corras. Proverbios 4:11–12

Querido Padre en el cielo, tú eres nuestro Dios. A nosotros los humanos tú nos gobiernas y diriges, y nuestra confianza está en ti aun cuando tantas necesidades llegan al corazón, tratando de involucrarnos en su remolino. Protégenos, te lo pedimos. Que tu diestro poder nos gobierne para estar conscientes del llamado que hemos recibido de ti, y que siempre tengamos luz, brillando en nuestras vidas para indicarnos cómo servirte. Permite que trabaje tu poder en esta tierra dondequiera que los corazones respondan a ti, dondequiera que se revele la fuerza de Jesucristo, y que todos reconozcan sus obras para honor tuyo. Permanece con tus niños más humildes y desfavorecidos. Guárdalos y dales fuerza para ser compañeros de trabajo cuidándose con ánimo y confianza hasta el momento cuando tú te reveles a todos los pueblos de la tierra. Amén.