seashore pebbles

El Señor ha puesto su trono en el cielo, y su reino domina sobre todo… ¡Bendiga al Señor la creación entera, en todos los lugares de su reino! ¡Bendeciré al Señor con toda mi alma! Sal 103:19, 22

Padre celestial, te damos gracias por darle a nuestros corazones esperanza de tu reino, el reino de Dios. Te damos gracias una y otra vez porque de esta esperanza recibimos fuerza, encontramos nueva juventud y brío, y descubrimos cómo poderosamente, aunque oculto, tu reino ya se acerca. Protege esta visión y ayúdanos cuando fracasemos. Todo va a salir bien. Pase lo que pase, nosotros estamos bajo tu cuidado y nadie podrá arrebatar esta alegría de nuestros corazones. Amén.