bfly8

Todos conocemos momentos de felicidad, pero felicidad no es lo mismo que alegría. Hay alegría sólo cuando hay paz. La felicidad a menudo es superficial y pasajera, mientras que la alegría penetra hasta el alma misma y es duradera. La felicidad es cosa de sentirse bien; la alegría puede venir acompañada de sufrimiento. La felicidad a menudo tiene que ver con el triunfo; la alegría muchas veces significa renuncia.

Fuente: En busca de paz